¿Aun no te has registrado?
Es gratis, se tardan 20 segundos y así podrás usar el foro al 100%
Registrarse

Tecnomotor Parayas Santander: nada recomendable

Responder
epa
Mensajes: 7
Registrado: Dom Ene 09, 2011 8:37 pm
Ciudad y Pais: Cantabria
Vehículos: Nissan Juke Acenta 1.6

Tecnomotor Parayas Santander: nada recomendable

Mensaje por epa » Dom Ene 09, 2011 8:40 pm

Ojito con este concesionario. A mí me ha costado más de un disgusto comprar un Juke ahí. A continuación os pego la carta que he remitido a la dirección comercial de Nissan en España. Es un poco largo, pero creo que puede poner en aviso a posibles compradores del concesionario de Santander. Se aprovechan de que no tienen competencia en toda Cantabria (el de Torrelavega también es suyo) y juegan a ser dioses...
Al responsable comercial de Nissan España,

Estimado señor, dedico estas líneas a describir el proceso de compra de un Nissan Juke, un proceso que en las fechas que corren, considero tortuoso y casi degradante. Lo que a continuación puede leer está fechado unos días después de la entrega del vehículo. Sé que han pasado casi dos meses desde entonces, un tiempo que me he tomado de reflexión. Pero echando la vista atrás, sigo considerando muy negativa la experiencia, por lo que me dispongo a exponerla mediante este escrito.

El pasado 5 de octubre acudí al concesionario Nissan situado en la localidad cántabra de Torrelavega a eso de las 19:35 horas, recién salido de mi jornada laboral. En el concesionario, cuyo horario de cierre marcaba las 20:00, se encontraba una agente comercial atendiendo a una pareja. Una vez acabó con ellos (19:50 horas aproximadamente) se dirigió a mí con un gesto de abandono preguntándome si podía ayudarme, a lo que le indiqué que sí, que estaba interesado en el nuevo Juke y quería un presupuesto. Mientras se giraba al dirigirnos a su mesa, gesticuló con la cara expresando desdén, desinterés y antipatía hacia mi persona, supongo que porque la hora de cierre se acercaba y veía cómo su jornada laboral se iba a alargar hasta horas insospechadas. A las 20:05 ya estaba fuera del concesionario, con el presupuesto en mi mano y la promesa de una llamada por parte de la comercial durante los días venideros para resolver una consulta.

El sábado 16 de octubre me dirigí al concesionario de Nissan de Santander, aún sin saber nada de esa llamada prometida, ya que en mi primera visita me habían indicado que sólo allí podrían realizar la valoración económica de un vehículo en propiedad que iba a entregar en el proceso de compraventa. Allí me atendió una segunda agente comercial, que rechazó continuar el proceso ese mismo día puesto que “mi comercial” no era ella, sino su compañera que, casualmente, trabaja en el concesionario de Santander pero “se ve que ese día estaba en Torrelavega sustituyendo a un compañero”, por lo que me instó a volver a hablar con la primera, obligándome a desplazarme hasta Santander para cualquier gestión futura.

No obstante, sí se interesó por mis dudas no resueltas y requirió la presencia de un superior, tengo entendido que el jefe de ventas del propio concesionario, para darme una respuesta. Él, sin darme la oportunidad de abrir la boca, se dirigió a mí con un tono de voz bastante elevado y el ánimo alterado, increpándome no saber ya la respuesta y haciendo alarde de sus conocimientos, ante lo cual lo único que pude hacer fue disculparme por la pregunta e indicarle que, precisamente desconocía la respuesta y por eso hice la consulta.

Dos días después, el lunes 18, recibí la llamada de la primera agente, la que me había atendido en Torrelavega, desde Santander, para confirmarme la valoración realizada de mi coche. Un par de llamadas más de teléfono ya había acordado con ella la compra. Y otros dos días más tarde, el miércoles 20, acudí al concesionario de Santander (a regañadientes, teniendo en cuenta que el de Torrelavega lo tengo a medio camino, pero sin poder ya desvincularme de la agente que gesticuló en mi primera visita) para acordar la compra del Nissan Juke en las condiciones pactadas por teléfono el día 18 de octubre.

Mientras la comercial despotricaba contra el Gobierno por diversas razones y se quejaba de que la crisis había hecho que despidieran a la recepcionista del concesionario y que ahora ellos tenían que coger las llamadas, rellenó mi solicitud de compra. Dos veces, porque la primera se equivocó. Aproximadamente 60 minutos para rellenar una ficha en su intranet y un par de folios. Menos mal que yo tenía todo el día, a cuenta de haberlo tomado como día de vacaciones en mi trabajo. ¡Vaya vacaciones!

Me solicitó un par de documentos que en ese momento no llevaba encima, por lo que acordamos que se los enviaría escaneados por e-mail, para lo que me dio una dirección personal que en nada se parecía al e-mail corporativo que ya tenía suyo. Pues muy bien (pero qué raro)… Me comentó que esa misma tarde me indicaría la fecha aproximada de entrega, dato que le solicité para poder organizarme en el trabajo a la hora de pedir más días libres para poder seguir con las gestiones y recoger el coche.

Y vaya si me llamó, pero para ofrecerme otro coche que ya tenían allí y que yo había desechado desde el primer momento. Le pregunté por la fecha y por los documentos que ya le había enviado por e-mail, pero me dijo que todavía no lo había abierto, que ya me avisaría más tarde de la fecha. Y ya el día 25 de octubre le envié un e-mail para saber si había recibido esos documentos, porque seguía sin saber nada de ella. Y sin respuesta, llamé al concesionario al día siguiente. La comercial me comentó que me había contestado al e-mail pero que, casualmente, le estaba llegando en ese momento el mensaje devuelto. “Debe haber algún error”, me dijo.

El jueves 4 de noviembre recibí la llamada de la agente, indicándome que el coche ya había llegado al concesionario y que, sin falta, me pasara al día siguiente por el concesionario de Torrelavega, donde ella se encontraba temporalmente, para recoger documentación. Mientras le recordaba por teléfono de los pasos del proceso de compra, me colgó con un seco “Tú ven mañana y lo hablamos”. Al día siguiente, y ausentándome de mi puesto de trabajo, me acerqué al concesionario. Y 40 minutos después salí de allí con un folio donde la comercial me había escrito el número de cuenta del pago y un par de indicaciones más. Escaparme del trabajo para algo que me podía haber dicho por teléfono o enviado en un SMS… porque lo del e-mail lo dejo por imposible. Y es que el documento que teóricamente iba a recoger ese viernes no estaba preparado, y “antes estaba aquí en Mis Documentos, pero no sé qué ha pasado que ahora me aparecen otras carpetas en la pantalla”. Destreza frente al ordenador, lo que se dice destreza, poca. Volviendo al tema del e-mail, la agente prometió enviarme ese documento por e-mail, pero conociendo su habilidad frente a la pantalla y a sabiendas de que mi cuenta de correo electrónico funciona perfectamente (excepto para ella, qué raro), ese mismo día le envié un e-mail diciéndole que simplemente tenía que responder al correo y adjuntar el archivo.

Pasa el fin de semana y el lunes 8 de noviembre me llama a primera hora para decirme que Gmail no le deja adjuntar el archivo, y que lo pasará por fax al ayuntamiento donde voy a tramitar el permiso de circulación. Además, esa misma mañana realizo el ingreso de la totalidad del coche y, al mediodía, envío todos los justificantes por e-mail al concesionario, con el objetivo de agilizar el proceso. El martes me persono en el concesionario a primera hora de la mañana, con toda la documentación original, y la comercial me indica que en dos o tres días estará matriculado y podré retirarlo. Al día siguiente, la comercial me llama para decirme que el viernes por la mañana podré retirar el coche, y que el jueves por la tarde me llamaría para decirme la matrícula y así poder gestionar la contratación del seguro del vehículo.

El jueves a las 18:50 de la tarde no he recibido ninguna llamada, por lo que llamo a la comercial preguntándole por mi matrícula, a lo que me contesta “Es que te la daré cuando la tenga”. “¿Es que no la tienes todavía?”, le pregunto. “No, es que estoy con gente, estoy ocupada. Llámame en cinco minutos”, me responde, una vez más, dejándome con la palabra en la boca y colgando el teléfono inmediatamente. Dos minutos después, me llama para darme la matrícula y quedamos para recoger el coche a las 11.30 del viernes 12 de noviembre.

El viernes en el concesionario nos percatamos de que el coche no lleva portagafas, como especifican las características de catálogo y presupuesto. Y digo nos percatamos, porque ninguno de los comerciales del lugar se había dado cuenta del detalle. No se me ofrece ninguna solución ante la falta de una de las características que sí buscaba al comprar un coche y, pese a todo, salgo del concesionario con coche nuevo. El sábado me doy cuenta de que estoy circulando sin la tarjeta de inspección técnica, que no encuentro por ningún sitio, por lo cual le escribo un e-mail a mi comercial reclamándosela. También me doy cuenta que el libro de garantías cuenta con un error que considero “garrafal” en los datos de la ficha del vehículo: la matrícula especificada no corresponde con la mía, pero en ninguna cifra, vaya! En ese mismo e-mail también comento este aspecto.

El lunes a primera hora de la mañana mi comercial llama, pidiéndome explicaciones del tema de la matrícula con una alteración fuera de lo normal, a lo cual le insisto en que todo está correcto excepto la matrícula. Vale, me lo cambia en el ordenador y me dice que tache ese dato de la garantía con "tipex" y escriba la matrícula correcta encima. Respecto a la tarjeta de Inspección Técnica me dice que la tengo que tener yo, que la metió con una funda de plástico en la carpeta negra de la documentación… Y yo insisto en que he buscado por todas partes, incluso en la funda de los triángulos. “Es que cómo va a estar ahí!”, me contesta, añadiendo “busca bien en la guantera, que seguro que se te ha caído”. Y me cuelga sin despedirse. Mientras voy camino del coche, un minuto después, me llama, diciendo que la documentación la tenían allí, que la gestoría se la acababa de entregar y que como tendré que volver a los 2000 kilómetros a revisar el coche, que ya me la dará. Me niego a esperar tanto, y reculando en su idea, rechaza la mía de enviármelo por correo postal a mi domicilio y me dice que uno de estos días me la hace llegar al concesionario de Torrelavega.

¿En serio? En resumen: 40 días desde que inicié el proceso, seis visitas al concesionario, unas 15 conversaciones telefónicas cruzadas, un coche que no responde a lo prometido desde el primer día y, todavía, sin toda la documentación en mi poder. Y, claro está, la insatisfacción de haber tratado con una comercial de trato arisco que no ha hecho más que poner obstáculos en la compra del vehículo. Una compra que se ha realizado más por capricho que por gusto y que, de no haber sido porque he querido ese coche y sólo ese coche, jamás habría finalizado en ese concesionario.

Sobre el proceso de venta de mi antiguo vehículo al concesionario, mejor ni hablar. Dos meses después, sigo sin un documento que justifique dicha transacción y ha quedado demostrado que tanto la comercial como su responsable directo me mintieron en sucesivas ocasiones respecto al estado de esta venta.

¿Tan difícil es dar un servicio de calidad? Hace cinco años compré un coche nuevo en un concesionario de Peugeot en un plazo de unos 25 días. Tres visitas, y ya tenía el coche y toda la documentación en mi poder, con el mismo proceso de pago y sin molestias.

Y como comprenderán, no me podía quedar con los brazos cruzados. A día de hoy todos mis amigos, familiares y compañeros conocen la situación relatada, y estoy dispuesto a poner en aviso a todas las personas de lo incómodo y difícil que puede ser comprar un Nissan, al menos en Cantabria. Y lo haré por todos los medios posibles: foros, redes sociales, prensa… ¿Por qué? Porque no podemos tolerar, y menos en los tiempos que corren, que el consumidor decida gastar (que no invertir) sus ahorros en un producto a costa de perder tiempo, energía y dignidad. Porque es gracioso leer cómo asociaciones del sector se quejan de que no venden y piden ayudas a la Administración. Porque, en definitiva, no le deseo sufrir este proceso a nadie.

Sin embargo, sí confío en que alguien desde Nissan entienda mi enfado y tome cartas sobre el asunto. Considero que están en el derecho de conocer lo que ocurre en su red de ventas y que aún pueden corregir sus defectos.

Quedo a su disposición para cualquier duda o comentario al respecto y espero su respuesta por cualquiera de las vías de comunicación que especifico al comienzo de la carta.
¿Qué pensáis?

ignacio
Mensajes: 2
Registrado: Mié Dic 29, 2010 12:09 am
Ciudad y Pais: Barcelona, España
Vehículos: Nissan Juke 1.5 dci tekna sport 2010
Vw polo 1.9 d año 1999

Re: Tecnomotor Parayas Santander: nada recomendable

Mensaje por ignacio » Mié Ene 19, 2011 10:56 pm

Pufff, no sé que decir, es una putada empezar así. Yo fuí un martes al concesionario y 8 días después tenía mi coche en la calle con toda la documentación en regla, entregué mi opel zafira a cambio y me la valoraron por lo que marca el libro de matriculación ( no os cuento todas las averias que ha tenido la zafira porque daría para un libro, incluyendo culata)... lo único que el dvd de doble pantalla que me habían regalado no lo tenían en el momento de recoger el coche y tardaron sólo dos días en enviarmelo a casa. Por cierto también me llenaron el depósito.
Haces bien en presentar esta carta a NIssan, otra cosa es que pueda servir de algo, lo digo por mi experiencia con Opel, envie varias cartas e incluso unos cuantos propietarios de Opel Zafira pusimos una denuncia conjunta , pero a día de hoy, a parte de recibir contestaciones dándome la razón ( como a los locos), no he conseguido nada de nada, bueno sí ,desacerme de este maldito coche... Por eso te digo que todo el problema que tengas con tu Juke sea esta mala experiencia en la compra,y que a partir de ahora todo sean satisfaciones.

Avatar de Usuario
Gavira
Mensajes: 30
Registrado: Sab Feb 05, 2011 8:25 pm
Ciudad y Pais: Benahavis, Costa del Sol (E)
Vehículos: Toyota RAV4

Re: Tecnomotor Parayas Santander: nada recomendable

Mensaje por Gavira » Sab Feb 05, 2011 9:26 pm

Hola, ¿has tenido algún tipo de respuesta por parte de Nissan? ¿Se han dignado a responder a tu carta?
Mucho me temo que no, espero equivocarme.
Saludos desde la Costa del Sol, ;)
ImagenImagenImagen®
Imagen

Fran
Mensajes: 97
Registrado: Sab Feb 05, 2011 11:05 am
Ciudad y Pais: Madrid, España
Vehículos: Nissan Juke Tekna Premium 1.6 117cv gasolina cambio manual.

Re: Tecnomotor Parayas Santander: nada recomendable

Mensaje por Fran » Mar Feb 08, 2011 11:38 pm

Y si envías la carta, algo resumida te recomendaría, al diario montañés o algún otro medio cántabro?

Saludos y suerte.

andujaralonso
Mensajes: 33
Registrado: Mié May 18, 2011 1:42 pm
Ciudad y Pais: Roquetas de Mar
Vehículos: Nissan Juke 1.6 120 gasolina Tekna premium

Re: Tecnomotor Parayas Santander: nada recomendable

Mensaje por andujaralonso » Jue Jun 16, 2011 12:28 am

ignacio escribió:... lo único que el dvd de doble pantalla que me habían regalado no lo tenían en el momento de recoger el coche y tardaron sólo dos días en enviarmelo a casa. Por cierto también me llenaron el depósito.


Macho lo tuyo de todas formas no es normal...a mi me lo dieron con 10 euros...listo de papeles pa llegar a la gasolinera mas proxima. A ti te regalaron un dvd doble pantalla? A mi una botella de cava del malo jajaja...cada concesionario lo hace de una manera...
epa escribió:Ojito con este concesionario. A mí me ha costado más de un disgusto comprar un Juke ahí. A continuación os pego la carta que he remitido a la dirección comercial de Nissan en España. Es un poco largo, pero creo que puede poner en aviso a posibles compradores del concesionario de Santander. Se aprovechan de que no tienen competencia en toda Cantabria (el de Torrelavega también es suyo) y juegan a ser dioses...

¿Qué pensáis?
En cuanto a esto...me pasó algo parecido en Peugeot Roquetas (Almeria)...lo del portagafas los responsables son la marca, como lo del apoyabrazos pero macho, se cubren poniendo en los folletos en letra pequeña (salvo error tipografico) y yo peleé con ellos por el reposabrazos pero nada...yo hubiese cancelado la compra y a otro concesionario...

Avatar de Usuario
PLANETAPROHIBIDO
Mensajes: 186
Registrado: Jue Nov 08, 2012 1:09 pm
Ciudad y Pais: Barcelona
Vehículos: TeKNA SPORT PREMIUM 4X2 110CV diesel, 2011,GRIS PLATA

Re: Tecnomotor Parayas Santander: nada recomendable

Mensaje por PLANETAPROHIBIDO » Lun Jul 15, 2013 12:29 am

que sea el unico concesionario en la zona es una putada. yo tengo el concesionario frente a casa y para solicitar un presupuesto me dijeron que tenia que abonar 600 euros dis

Avatar de Usuario
PLANETAPROHIBIDO
Mensajes: 186
Registrado: Jue Nov 08, 2012 1:09 pm
Ciudad y Pais: Barcelona
Vehículos: TeKNA SPORT PREMIUM 4X2 110CV diesel, 2011,GRIS PLATA

Re: Tecnomotor Parayas Santander: nada recomendable

Mensaje por PLANETAPROHIBIDO » Lun Jul 15, 2013 12:41 am

Que sea el unico concesionario en la zona es una putada.

yo tengo el concesionario frente a casa SANTI ENRIQUE y para solicitar un presupuesto me dijeron que tenia que abonar 600 euros disque el sistema no aceptaba hacer el presupuesto sin abonar como minimo 600 euros que me los regresaria inmediatamente que solo era un requisito del sistema informatico. los abone y luego no me convenció la oferta/ tenia que esperar tres meses a que me entregarar mi yuye y lo queria para ayer..un mes despues no me habian regresado el dinero y eso que me lo devolvian inmediatamente..., siempre decia que en tres dias mas y asi pasaban los fines de semanay de semana en semana. por eso tuve que reclamar a la NISSAN principal. aunque terminé comprando el coche por el mismo precio en otro concesionario, pero, me queda la sensación que aunque seamos los clientes, parece ser que tenemos que rogarles para que nos vendan un producto del cual todos sacan una tajada. que ha pasado con esos tiempo donde los vendedores te ofrecían el cielo y la tierra por vender un coche? con estos tiempos de crisis deberian ser mas atentos...

No todo es malo y el mantenimiento lo llevo en el concesionario donde me atendieron mal jajaja

y donde lo compré (ROMAUTO la maquinista BCN) me atendieron como un rey y no he necesitado ir ni la primera vez a reclamar, al contrario paso de visita a saludar a mi agente que es muy majo.

Responder